information of medicines

Thursday, May. 25, 2017

Uniones artesanas

Uniones artesanas

EslabónNo me cabe duda de que el universo artesano admite un abanico muy amplio de colaboraciones entre profesionales. Resulta que hay quien es empresario por accidente, quien no lo es y quien ni sí ni no, sino todo lo contrario. ¿Cuál es la forma en que amalgamarnos para tirar hacia delante? Lo adivinaste: no hay una respuesta. Lo que hay es una coyuntura que exige imaginación. Y ahí nos ponemos manos a la obra.

Nacho se une al proyecto de Emotools. Y ahora hacen balance. El tiempo nos irá resituando a cada cual en nuestros territorios. Pero es evidente que esta es una manera de ejercer la libertad. Si Sennett explica que las empresas no son ya eje vertebrador de nuestras vidas, ¿qué puede ocupar ese papel? Pues va a ser algo así como un sentido expandido de nuestras profesiones, lo que admite tantas maneras como personas somos.

En mi caso, explicar el proyecto de Consultoría Artesana en Red es un galimatías. Vale, estamos David y yo. Pero si hay que mirar hacia delante y al tiempo hacer balance, necesito, sí o sí, a Aitor y a Naiara. Y el cuerpo me pediría que nos acompañara más gente. Pienso en Iván, en Juanjo o incluso en el propio Aitor Urzelai o hasta en Lander Beloki. Y por supuesto en la compañía artesana: Odilas, Amalio, Inés, Miquel, Manel, Anna… Incluso el mismo José Miguel, del que pronto tendremos nuevas noticias.

Supongo que algún día de estos lo haremos. Sí, pediremos que todas estas personas de la red vengan a una fiesta. Será quizá un poco de reflexión compartida, un bastante de re-conocerse sin más y otro poco de aprovechar para pasarlo bien. Que por aquí, insisto, solo pasamos una vez.

Las modernas uniones artesanas huyen de los caminos trillados. “Sí, pero no” es una manera de responder a los requerimientos de mercado. No es para cualquiera, también hay que decirlo claro. Otras opciones son, por supuesto, tan dignas o más que las que planteamos a través de la artesanía. De hecho, lo único que nos debería diferenciar siempre es nuestro tamaño reducido y los pocos clientes que tenemos. Sociedades pequeñas para pequeños asaltos a una realidad que se empeña en seguir otros caminos.

Nunca vamos a ser mayoría. Lo lógico es que los microbios sigamos siéndolo. Y que explotemos lo que nos caracteriza: la capacidad de reproducirnos de forma local en territorios fértiles. Esta dimensión contenida nos proprociona seguridad y fortaleza. Hoy por ti mañana por mí. Fíjate qué cosas. El poder de la confianza se manifiesta mejor cuando combatimos el gigantismo que avanza con su artillería pesada. ¿Cómo evitar sufrir daño en esa pelea? Saliéndose del campo de batalla. Allí no se nos ha perdido nada. Las uniones artesanas no son fáciles de sistematizar, ¿verdad? Ánimo.

Share This Article

Related News

La vida profesional después del doctorado
Call for papers: RESER 2017
Taller sobre industria 4.0 en el Coworking de EOI en Lucena

Sobre el autor

Julen

De la margen izquierda de la ría, en el Gran Bilbao. Estudié psicología y siempre me he movido alrededor de las empresas y las organizaciones en general. Con una pasión confesa: la bici de montaña.

(5) comentarios

  1. Amalio A. Rey
    20/06/2011 at 06:34

    Pues eso, maestro.... diversidad contenida dentro de una vocación común de microbios enredados. Así es, y así lo has contando... ¡¡ánimo para el barrio!!

  2. Juanjo Brizuela
    20/06/2011 at 09:45

    El modelo es más que atractivo. Lo interesante es saber que a tu alrededor tienes-tenemos muchísima más capacidad que la única suma de partes y partes.
    Es un honor estar en esa lista… y todo un reto…espero comportarme como un microbio sano y no como el que tengo ahora (trancazo espectacular)

  3. Nacho Muñoz
    20/06/2011 at 18:40

    Las empresas al servicio de las personas, para que podamos ejercer nuestra profesión en el marco legal que nos viene definido. Microbios unicelulares (o multicelulares, que haberlos, haylos) para infectar el modelo económico dominado por grandes organismos.

  4. Iván
    21/06/2011 at 10:04

    Gracias Julen, gracias por dejarme aprender a tu lado y por confiar en este " personaje" que soy

  5. Pingback: La ética en la ley de la selva: historias de secuestros profesionales | conGestión de Personas

¿Quieres comentar?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies